sábado, 6 de marzo de 2010

El todo que no es todo

Cuando sentimos que lo hemos dado todo es en realidad cuando no lo hemos dado.

José Roberto Coppola

6 comentarios:

Francisca dijo...

muy cierto, mientras más damos, más queremos dar, por lo que siempre lo que se ha dado sigue siendo insignificante. El dar mucho siempre va de la mano con la sensación y la convicción de dar "todo" a cada momento.
Saludos!
fran

Albert Castillejos dijo...

Donde esta nuestro limite…?

saludos
Albert

Salomé dijo...

Es como cuando te paras a pensar si quieres a alguien, entonces es que ya no le quieres.
Un saludo,
Salomé.

Luis dijo...

genial

am dijo...

Qué buena frase.

Y es cierto. Siempre podemos dar más, pudimos haber dado más.

Tres dijo...

Eso también se ve después de terminado el tiempo. Mirá. Las cosas buenas que deja leer del hoy al ayer.