domingo, 23 de agosto de 2009

Vertiginosa serenidad

A veces estoy tan sereno que me asusto. Siento una quietud poderosa y me asusto. Respiro y me asusto. Respiro y me llega el vértigo al pensar en tanto sosiego. Respiro. Respiro. La calma no se desvanece y parece perentoria. Son dosis de tranquilidad a las que no estoy acostumbrado. Me agobio. Me asusto. Respiro. Respiro. Respiro...

José Roberto Coppola

19 comentarios:

Orologiaio dijo...

Inspira, expira.

Y vive, hombre.

:D

Noelplebeyo dijo...

Tranquilo...ponte una bolsa de plástico para acompasar la respiración

saludos

Luna dijo...

Me he sentido así. Esa tranquilidad sospechosa que no hace más que anunciar la proximidad de una tormenta.

Besos

Juan dijo...

En lugar de pensar que estas tranquilo , pensa en que estas respirando Jose. Estas vivo y eso es lo que importa.

besos

Juancho!

P.E.P.E. ® dijo...

Lo complicado que se me hace una tranquilidad absoluta es que, luego, una sola gotita de caos se me transforma en un interminable océano...
Pero como dice Juan, respira...que estas vivo.
Y eso, es mucho.
Un abrazote José.

Gastón dijo...

...y sin embargo esa serenidad es parte (buena) de la vida, no?

Abrazo vivo
(y respirando, claro)

Galán de Barrio dijo...

bueno, menos mal que respirás, que si no...

Natalia Astúa Castillo (Natalia Astuácas) dijo...

Wow... eso pasa amigo mío... a veces aprovecho esa quietud y otras como vos me asusto...

Un fuerte abrazo... sonriamos, vivamos.

Flo dijo...

Me ha pasado. Esa sensacion que en cualquier momento una aleteo de una mariposa desata una tormenta de tan calmo que esta todo...
pero no queda otra q seguir respirando, y disfrutando de la tranquilidad (que no se te olvide eso, porque uno suele extrañarla cuando ya no la tiene)

Na dijo...

Entonces, sólo seguí respirando. :D

Francisca dijo...

Hay veces que soy tan solitaria que yo tb. me asusto. Creo que la gente no lo entiende muy bien y siempre hay que dar explicaciones. El siguiente paso es simplemente no darlas.
Saludos!!!

Gustvao dijo...

Acepta la tranquilidad...

Tony Amesty dijo...

Si lo haces profundamente y despacio no pasa nada, de lo contrário tendrías hiperventilación!!!! ; )

Un fuerte abrazo

Blonda dijo...

A veces tanto "aire" nos descoloca, no?

besitos

Hisae dijo...

Tu propia respiración es quien te serena...

Aunque, tú ya lo sabes...

Dos abrazos, José.

Al nivel del suelo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Al nivel del suelo dijo...

A veces es mejor no respirar, porque si respiras te ahogas..
Me gustó mucho leer ese abismo que te recorre cuando respiras.

Escribí algo parecido
http://lalipaco.blogspot.com/2009/08/abatimiento-raso.html

Lilus bla bla dijo...

Que hermoso escribis.
Me conmoves.
Gracias.
Lila.

Lilus bla bla dijo...

Que hermoso escribis.
Me conmoves.
Gracias.
Lila.